ING: directores son llamados a devolver sus bonos

Efecto dominó. Así podría denominarse lo sucedido con los directivos de ING y la petición que les ha hecho su presidente del Consejo de Supervisión, Jan Hommen. Es que no sólo en AIG se cuecen habas; en la entidad holandesa el olor a podrido también emana de sus más rancios mandamases.

ING y los bonos

El asunto es tan simpe como asqueroso: con la misma desfachatez con que los directivos de AIG aceptaron el pago de millonarios bonos, como si hubiesen hecho algo para merecerlos, los de ING tomaron el mismo camino.

Cualquier persona con una media de inteligencia se da cuenta de que el momento elegido por la aseguradora es de lo más inoportuno, por decirlo sin pasar a llevar los buenos modales. Es por esto que Jan Hommen ha solicitado a los directivos de la empresa que renuncien a los bonos correspondientes al ejercicio 2008.

En declaraciones a la prensa alemana el presidente del Consejo de Supervisión de ING pidió a los 1200 directivos de la compañía de seguros que “devuelvan sus primas” ya que según él se trata de “una petición moral”.

Jan Hommen afirmó también que no se abonarán primas a ninguno de sus empleados durante 2009 a la espera de que el próximo año se defina una nueva política salarial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *