Fraudes a las aseguradoras: tipos de defraudadores

Unas semanas atrás les comenté algunas cifras bastante elocuentes referidas al número de intentos de fraude a las aseguradoras. Ahora, dados algunos datos aparecidos en Arpem, me parece oportuno refirme otra vez al tema.

En el artículo anterior ya mencionábamos el oportunismo que existe si se trata de obtener dinero fácil, en especial dentro del contexto de una crisis económica mundial. Pero esto no significa que no existan prácticas mantenidas en el tiempo por personas que han hecho del fraude una profesión.

Según lo expuesto en Arpem.com existe una tiplogía clara acerca de los tipos de defraudadores: el ocasional y el habitual. El primero realiza su movida cuando tiene que hacer frente a un siniestro real o cuando tiene que hacerse cargo de un accidente y ve la oportunidad servida; en este grupo también están los que simulan todo debido a una necesidad de lucro específica.

En la segunda categoría, se encuentran los que utilizan las pólizas de seguro para obtener ingresos constantes y, obviamente, ilíctos. Poseen un nivel de educación lo suficientemente alto como para darse el tiempo de estudiar las brechas que puedan existir en el sistema que rige a las compañías de seguro; su rango etáreo se sitúa entre los 30 y 40 años.

Otra de sus características es se apego a un método claro y profesional; intentan cubrir cualquier detalle de su plan para evitar ser descubiertos: testigos falsos, pruebas, notificaciones y cualquier otro papel que dé credibilidad a su historia será conseguido por ellos de una u otra forma.

En un próximo post nos refiriremos a alguno de los tipos de fraudes en los seguros más comunes.

Un comentario en “Fraudes a las aseguradoras: tipos de defraudadores

  1. Ernesto
    03/11/2009 at 17:16

    Yo se de unos timadores que pobrescitos han perdido tres vehiculos muy costosos, pero no se precocupen los dejaron quemados donde el seguro los hayase y les pagaron la perdidas tan lamentable y saliero muy ricos del negocio !!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *